Síguenos en

  • Ir a Cermi en facebook.
  • Ir a Cermi en twitter.
  • Ir a Cermi en Linked in.
  • Ir a Cermi en Instagram.

CERMI.ES semanal el periódico de la discapacidad.

viernes, 08 de junio de 2018cermi.es semanal Nº 305

Ir a Cermi en Instagram.

"3,8 millones de personas con discapacidad,
más de 8.000 asociaciones luchando por sus derechos"

Entrevista

Luis Mayoral, gerente de Síndrome de Down Burgos

“Tenemos cobertura legal, pero nos faltan recursos para desarrollar el empleo con apoyo”

08/06/2018

Rafael Olea

La ciudad de Burgos albergará el XIII Congreso Nacional de Empleo con Apoyo del 13 al 15 de junio, en el que se trabajará para promover esta fórmula de inclusión laboral de personas con discapacidad. El gerente de Síndrome de Down Burgos, Luis Mayoral, nos explica la situación en España de esta modalidad de inclusión laboral y por qué es minoritaria frente al empleo protegido.
 
Luis Mayoral, gerente de Síndrome de Down Burgos¿Puede describirnos brevemente qué se tratará en el XIII Congreso Nacional de Empleo con apoyo?
 
La Asociación de Empleo con Apoyo (AESE) realiza cada dos años un congreso en diversas ciudades de manera itinerante. Su presidente nos preguntó si nos parecía bien hacerlo en Burgos y aceptamos encantados por la importancia de este evento.
 
En este Congreso lo que pretendemos es intentar clarificar la situación del empleo en España para las personas con discapacidad, así como reunir a profesionales y analizar cuestiones importantes sobre el empleo con apoyo.
 
¿Y cuáles son esas cuestiones importantes?
 
Destaco un par que tendremos que dilucidar entre todos. Una es el camino que va a seguir el empleo con apoyo en función de las directrices que aparecen, de forma rotunda, en la Convención de Nueva York. La idea fundamental es analizar hasta qué punto la migración que debe hacerse de la Convención a la normativa doméstica española se va realizando de forma ordenada. Para eso, debe haber una regulación estatal del empleo con apoyo, en los mismos términos en los que el CERMI, a través de su Comisión Nacional de Empleo, dictaminó hace algo más de un año.
 
Por otra parte, sería interesante ver durante el Congreso cómo logramos que las personas con discapacidad que tienen más dificultades asuman como una opción positiva y útil el empleo con apoyo, aparte de las otras modalidades que propugna el sector en estos momentos. Este congreso debería dar pautas suficientemente claras y atractivas para poder decidir entre una modalidad de empleo u otro, pero para lograrlo debe haber financiación adecuada y que la igualdad de oportunidades funcione. 
 
Mencionaba la necesidad de analizar el camino que va a seguir con el empleo con apoyo. ¿Cuál es su opinión de la migración de la Convención de Nueva York a la normativa española?
 
En este sentido, tenemos que reformar o anular el Real Decreto –que regula el empleo con apoyo–  y la normativa específica puesto que han dado muy malos resultados. Lo puedo demostrar con un dato: en los años 2016-1017, con esta fórmula del Real Decreto, apenas se escrutaron 168 contratos y el gasto en todo el Estado no superó los 450.000 euros. Ambos casos son realmente cifras y cantidades irrisorias que nos ratifica a pensar que es necesario cambiar la regulación que tenemos ahora. 
 
¿Qué es el empleo con apoyo? 
 
Se trata de una forma de empleo fundamentada en tres pilares: acompañamiento en el lugar de trabajo, apoyo especializado por preparadores laborales durante todo el tiempo que dure el contrato y entornos laborales ordinarios. 
 
Esta modalidad nació en Estados Unidos y lleva 25 años en España. La idea de un profesional de apoyo es un elemento básico para entender esta forma de trabajar de las personas con discapacidad en una empresa ordinaria, algo irrenunciable.
 
¿Por qué esta modalidad no es todavía muy conocida?
 
Luis Mayoral, gerente de Síndrome de Down BurgosHay reflexiones para todos los gustos. En principio, es una fórmula que no ha tenido prácticamente ninguna financiación y necesita medios. Tenemos cobertura legal, pero nos faltan recursos para desarrollar el empleo con apoyo. Las organizaciones tenemos estructuras de apoyo, pero están financiadas por padres o, a niveles bajos, por administraciones locales o autonómicas. La financiación permite que te conozcan y tengas posibilidades para difundir esta modalidad de empleo y que te hagan caso dentro de las Administraciones Públicas.
 
Por otro lado, existe el sector del empleo protegido, que tiene una amplia trayectoria y experiencia en emplear a personas con discapacidad intelectual y que es más numeroso. Por tanto, se conoce mucho más esta forma de empleo, pero no olvidemos que en la Ley General de Discapacidad aparecen tres formas de empleo: el protegido, el empleo con apoyo y el autónomo. 
 
¿Y las Administraciones Públicas apoyan al empleo con apoyo?
 
Te puedo decir que va por barrios. En general, lo que hacen es reproducir o replicar en sus convocatorias o subvenciones de empleo el Real Decreto, que no funciona por lo que acabamos de decir. Les cuesta mucho entrar en convocatorias autónomas con fondos propios en su territorio. Por ejemplo, en Castilla y León no existe o no se da. En cambio sí que hay muchas ayudas para mantener el otro tipo de empleo, el protegido. Aragón sí acaba de sacar una convocatoria con fondos propios. Pero les cuesta, les cuesta bastante en general.
 
En el Congreso, el CERMI va a presentar un estudio.
 
Así es, el CERMI, a través del Informe Olivenza, tuvo el encargo de realizar un estudio sobre la situación del empleo con apoyo. En él se pide que las Administraciones se impliquen. Se va a pedir que haya una regulación estatal que tiene que ir acompañada de una financiación. 
 
¿A qué discapacidades está abierto el empleo con apoyo?
 
A todos los grupos de discapacidad, lo que pasa es que por su forma de trabajo se adapta muy bien a las personas que más dificultades tienen. De hecho, el 75 por ciento de las personas que están trabajando tienen discapacidad intelectual. El tener al lado a una persona que ayuda al trabajador facilita mucho. Otras discapacidades no necesitan ese apoyo permanente.
 
¿Qué ventajas aporta a las empresas el empleo con apoyo? 
 
El empleo con apoyo causa incertidumbre a las empresas que lo prueban por primera vez, pero luego siempre repiten. La firma que incorpora a una persona con grandes dificultades –de encontrar empleo–, como puede ser una persona con Down o parálisis cerebral, no busca evidentemente la rentabilidad, pero sí valores como la diversidad o el compromiso de responsabilidad social. Además, mejora muchísimo el clima laboral, como nos dicen todas las empresas. 
 
Ejemplos de empresas con las que tenemos acuerdos son, Telepizza, que ha puesto recientemente en marcha que trabaje una persona en una tienda propia. Burger King, a través de una concesión en el norte de España, también tiene un proyecto similar. Además, tenemos el programa Incorpora de la Caixa, que fomenta el empleo ordinario. En esa línea la propia Fundación ONCE, a través del Programa FSC Inserta, también favorece el empleo con apoyo.
 
¿Y a las personas con discapacidad?
 
Les posibilita poder cumplir con una de sus metas. Una cosa importante, que a veces cuesta entender, es que las personas con Down o discapacidad intelectual no ven el empleo como algo finalista o un instrumento para poder vivir de forma autónoma, comprarse una vivienda, etc. Es una etapa más de las muchas que tienen. Esto es muy importante, porque a veces nos preguntan por qué pedimos solo un contrato de tres horas y, por ejemplo, interesa que el resto del tiempo lo dediquen a formarse, a seguir manteniendo relaciones con los compañeros, amigos, etcétera.
 
¿Cómo trabaja Síndrome de Down Burgos el empleo con apoyo?
 
Llevamos muchos años trabajando con esta forma de entender el empleo, siempre con empresas ordinarias y personas con síndrome de Down a las que ayudamos a conseguir empleo. Tenemos un centro en el que tenemos en formación a 26 chicos entre 21 y 42 años. De ellos, trabajan 11. Aunque aparentemente pueda parecer una cifra modesta, no lo es si pensamos que solo lo hacen el 2 o 3 por ciento de las personas con Down en edad de trabajar en España. Este es el dato que hay que valorar.
 
Creemos en la idea del empleo con apoyo, que es la que nos funciona. No queremos generar empresas o centros de trabajo, aunque lo respetamos. Además, ¿por qué no van a estar ellos en empresas ordinarias como el resto de la gente? Si reclamamos permanentemente la inclusión en la escuela, por qué no vamos a reclamar también la inclusión en los entornos laborales de las empresas ordinarias, además de que da buenos resultados.
 
Una de las cosas que siempre se plantean en la Asociación es que la financiación o ayuda vaya realmente a a la persona y esta decida si quiere estar en un empleo como el nuestro o quiere irse a un centro especial.
  • facebook
  • twitter
  • linked in
  • enviar a un amigo
  • imprimir noticia

Con el apoyo de:

  • Logotipo de El Goberno de España - Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social, Secretaría de estado de servicios sociales. Abre una ventana nueva.
  • Logotipo de la Fundación ONCE. Abre una ventana nueva.
  • Logotipo de la Fundación Vodafone España. Abre una ventana nueva.
  • CERMI. Innovación social en discapacidad. Abre una ventana nueva.

¿Dónde estamos?

Calle Recoletos, 1 Bajo, 28001 Madrid - España