Síguenos en

  • Ir a Cermi en facebook.
  • Ir a Cermi en twitter.
  • Ir a Cermi en Linked in.
  • Ir a Cermi en Instagram.
  • Ir a Cermi en Youtube.

CERMI.ES semanal el periódico de la discapacidad.

viernes, 05 de junio de 2015cermi.es semanal Nº 170

Ir a Cermi en Instagram.

"3,8 millones de personas con discapacidad,
más de 8.000 asociaciones luchando por sus derechos"

Cuarto de Invitados

Julieta Venegas, cantante

“En Méjico estamos muy asustados, estamos en llamas”

Por Esther Peñas

01/06/2015

Fotos: Alberto Morales

Queda mucho para que salga a la venta, pero Julieta Venegas (Long Beach, California, 1970) acaba de estar en España para presentar su último trabajo, ‘Algo sucede’ (Sony Music), un disco resplandeciente en forma y fondo, que se adentra, casi por vez primera en su carrera, de manera explícita en el compromiso social. Aunque habrá que esperar hasta el 21 de agosto, ya puede disfrutarse del single, ‘Ese camino’, una invitación a regresar a la infancia -siquiera en los tres minutos y medio que dura el corte-. Atentos: regresa el sonido del acordeón norteño.

Julieta Venegas, cantante¿Qué sucede? Porque, ¿siempre sucede algo?
 
Sí... tal cual, mientras estamos vivos, por suerte, siempre está ocurriendo algo, siempre hay como una falta de conclusión, que está bueno, por eso le puse ese título, porque varias de las canciones tocan esta cuestión, que me parece importante, mientras estás vivo, las cosas pasan, para bien o para mal; sigue la vida, la vida es un constante aprendizaje, eso es lo lindo de estar vivo. Muchas veces nos quejamos, pero eso es estar vivo, tener épocas buenas, malas, difíciles, fáciles...
 
Y lo que sucede, ¿cuánto depende de la mirada con la que se mire?
 
Es una combinación de cosas, las cosas malas pasan rápido, las buenas, aún más rápido. Creo en la actitud que pones en las cosas, que si te las tomas a la tremenda o a la ligera así serán, que todo te enseña y te deja algo, y entonces sucede siempre para bien, soy muy positiva en ese sentido. Este disco está rodeado de cosas lindas que pasaron alrededor y tiene algo de luminoso; las canciones que surgieron son alegres, bueno, me choca decir alegres, porque no creo en la alegría desconectada de la vida, prefiero luminosas. Desde luego, los temas de este disco son más positivos que los de ‘Los momentos’. Cambió el tono.
 
‘Ese camino’, el single, se adentra en la infancia. ¿Qué se pierde y qué se gana cuando se abandona esa etapa?
 
Se pierde la inocencia y la ingenuidad, aunque creo que algo de eso se queda en nosotros; cuando llegamos a adultos y somos demasiado ingenuos nos da mucha vergüenza, pero cuando eres niño eres ingenuo todo el tiempo, es muy lindo. Perdemos frescura, nos volvemos más racionales, más pensantes... mi sensación de la infancia es que la inocencia pervive en nuestra esencia, nuestras caras cambian, nuestro cuerpo cambian, nuestras ideas, pero siempre queda algo de esa primera impresión que nos dio el mundo.
 
Julieta Venegas, cantante¿Y qué se gana?
 
Quizás malicia. No soy nada nostálgica de la infancia, la canción es una reflexión de que hay cosas que se quedan muy vivas en nosotros de esa etapa, pero no siento nostalgia. Cuando alguien me dice que la infancia fue la mejor etapa creo que no le gusta su vida, y debería de cambiar la visión. Se gana mucho siendo adulto, a mí me gusta mi vida presente, que continúe, que la conclusión sea después.
 
Cuando uno echa la vista tan atrás, ¿qué parte del recuerdo es auténtica y cuánta reelaborada? ¿Todo recuerdo no es sino el estado de ánimo presente?
 
La memoria es muy engañosa, estamos todo el tiempo inventando cómo fue, las cosas se mueven de lugar, de fecha, pero las sensaciones se quedan vivas, un olor, cuando pasas por donde ibas a la escuela... esas cosas se te revuelven porque son puramente emocionales. Sí, el recuerdo es el estado de ánimo presente, me cuesta recordar cosas concretas, soy muy desmemoriada, no soy rencorosa, se me olvida todo, lo bueno y lo malo. Si me pides que te cuente algo de cuando tenía seis años, por ejemplo, seguro que inventaré. Me sorprenden mis hermanas y mi mamá contándome cosas de la infancia de las que no me acuerdo, de cuando éramos niños. “¿Eso paso?” Siempre me digo.  No tengo ninguna memoria, pero sí sensaciones. Por eso me gusta tanto el noruego Karl Ove, me pegó durísimo su último libro, me revivió emociones, no tanto recuerdos concretos -aunque este tipo tiene una memoria de elefante-, y escribe precioso. Me sorprende que un noruego que vive en Suecia me calce así.
 
¿Cómo fue la infancia de Julieta Venegas?
 
Fue feliz, más o menos.
 
No lo dice muy convencida...
 
Es que era una niña muy disconforme, todo el rato estaba discutiendo, siempre fui discutidora, la típica Mafalda de la casa, un poco molesta, peleadora, pero sí fui feliz porque eso me construyó como persona, aun cuando estaba en contra de cómo mis papás manejaban las cosas... tu familia te construye el carácter. Aunque llevo veinte años sin vivir con ellos son mi esencia, mi visión de las cosas y de la vida proviene también de ellos. 
 
Julieta Venegas, cantanteEs un disco, a diferencia del anterior, con un sonido más... ¿orgánico?
 
Sí, te entiendo, más acústico. Pero me gusta orgánico. Nunca sé muy bien qué sonido va a tomar el disco en el que estoy trabajando, lo más notorio en este es la presencia del acordeón, que en el disco pasado casi no lo metí y lo sentí mucho en la gira, sentí que me faltaba. El acordeón le da un toque más humorístico y alegre a las canciones, aunque sean solemnes. Soy pianista, todo lo hago a partir del piano, pero el acordeón me parece un elemento importante, me regresa a un lugar que me gusta, más festivo, más ingenuo, con un toque de humor. Además, me empeño en usarlo tan norteño, con mis gritos de ranchera... una parte de mi carácter es muy cerebral, piensa en todo, desmenuza todo, pero me encanta echarme unos gritos. Trato de combinar ambas cosas en la música que hago. 
 
Hábleme de ‘Explosión’, ese tema que habla sobre los desaparecidos, ¿cómo lo vive un mejicano?
 
Con mucha tristeza, especialmente. Méjico ha desarrollado, por desgracia, unos defectos que han ido poniéndose peor; tiene mucha riqueza natural, pero las personas pobres no existen, si eres un joven mejicano sin recursos y desapareces no importa, no importan a las autoridades, lo mismo que una mujer, porque los feminicidios se viven en todo el país, no sólo en Ciudad Juárez, no se detiene a la gente, no hay detenidos, no se le da importancia, son crímenes normalizados, de eso habla esta canción.
 
Julieta Venegas, cantanteNo es frecuente ver en sus letras un compromiso explícito...
 
Sí, es verdad, no fue fácil, me cuesta trabajo unir mis convicciones sociales y políticas con mi música, escribo desde las emociones y eso significa que mi opinión se diluye en la canción, pero tenía que hacer este tema, era como si hubiese un elefante en mi cuarto, no podía mirar a otro lado, así que me lo impuse. No soy de discurso en mi música, más allá de un discurso musical, así que hice una canción pop sobre los desaparecidos, para que la gente se diera cuenta de lo que canta. Fue la que más me costó terminar.
 
¿Qué pasa en Méjico? Colombia es un país que, por fortuna, camina hacia la paz, en cambio Méjico se adentra en una espiral de violencia brutal...
 
Colombia recorrió el camino que ahorita está recorriendo Méjico, el problema es que Méjico es un país mucho más grande, no sé si más corrupto, pero definitivamente muy corrupto; hemos construido un país que no sabe resolver la impunidad ni la corrupción. No sé lo que va a pasar, cómo terminará el recorrido... Estaría bien que Colombia diera el manual porque en Méjico estamos muy asustados, estamos en llamas.
 
Pienso en la canción ‘Una respuesta’. ¿Qué se le contesta a la violencia? 
 
‘Una respuesta’ es una canción menos explícita, que habla de no tener las canciones que necesitas en un momento dado: estaba de gira con los ‘Tigres de Norte’ cuando sucedió lo de los desaparecidos de Ayotzinapa y salí a cantar muy triste, sin la canción adecuada. Les dije al público: “no tengo la canción, les traje ‘Limón y sal’, es lo que tengo”. Y es que los músicos no tenemos las respuestas, pero sí la obligación como mejicanos de buscarlas, entre todos, no podemos permitir este nivel de violencia, de muerte... el PRI ha sembrado una gran apatía entre la población, pero hay que comprometernos, votar, participar, informarse... tenemos un gran problema, hay poca educación y el dinero está mal repartido, y la educación es la base de todo, con educación luchas desde otro nivel.
 
Julieta Venegas, cantanteCuando la melancolía lo cubre todo, como canta en ‘Buenas noches’, ¿qué se hace?
 
La vida sigue. Es la actitud lo que cuenta, hay que salir y seguir.
 
Usted sale ahora de gira. ¿Cuánto de nómada tiene un artista?
 
Mucho, en junio de 2014 terminamos la gira pasada, luego me puse a escribir, compuse para varias películas, llevé a mi hija a la escuela y ahora vuelve a tocar viajar un montón; son viajes más cortos pero más intensos, no salgo más de diez días, concentramos los shows al máximo y regreso. Ahora soy mamá. Prefiero alargar las giras pero hacerlas más pausadas.
 
¿Qué música española escucha Julieta Venegas?
 
Ahorita ‘La bien querida’, me parece precioso su trabajo último, la combinación de los tres EP que sacó es maravillosa, ya la conocía, pero este disco es mejor... ‘La Mala’ me gustó, siento que se asume más hip hop ahorita, se le da increíble... espero el disco de ‘Bebe’, aunque conozco algunas canciones, tocamos juntas en Méjico...
 
Julieta Venegas, cantanteHay una grandísima acogida en Méjico de artistas españoles.
 
Es cierto, incluso de los músicos independientes, como ‘La habitación Roja’, ‘Los Planetas’, ‘El Guincho’... me encantó comprobar en un concierto que la gente se sabía las canciones del Guincho, ha habido siempre mucha afinidad, lo único es la distancia.
 
¿Con qué canción del disco se queda?
 
Con una, quizás la más simple, a piano y chelo, con arreglos de Jacques Morelenbaum, un genio, ‘Porvenir’, tengo ganas de cantarla, me hace parecer como que sé mucho, jajaja, mucho más de lo que sé, parezco súper sabia... me encanta, cuando la canto parece que estoy por encima de todo, y no, estoy haciendo lucha por entender las cosas, como todos.
  • facebook
  • twitter
  • linked in
  • enviar a un amigo
  • imprimir noticia

Con el apoyo de:

  • Logotipo de El Goberno de España - Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social, Secretaría de estado de servicios sociales. Abre una ventana nueva.
  • Logotipo de la Fundación ONCE. Abre una ventana nueva.
  • CERMI. Innovación social en discapacidad. Abre una ventana nueva.
  • Logotipo de El Goberno de España - Ministerio de Asuntos sociales, unión europea y cooperación. Abre una ventana nueva.
  • Logotipo de la Hablamos de Europa Abre una ventana nueva.

    ¿Dónde estamos?

    Calle Recoletos, 1 Bajo, 28001 Madrid - España